1 de febrero de 2009

Suficiente

Caminamos días creyendo ser en ustedes,
imaginando que saben lo que hay dentro de uno.
Pero inevitablemente llegamos a saber quienes somos,
y sobre lo que hay, que se sabe poco.

Que hacer para que nuestros ojos no solo vean lo mismo que los de ustedes
sino que también sientan igual?

A quien acudir, para quitarnos los silencios?

Como nadie es de nadie,
empezar de nuevo resulta ser una opción mas que un deber.
Así, llegará el momento de preguntar:
si lo que dimos fue suficiente.

vul
Creative Commons License