1 de febrero de 2009

Destino

Tu mirada acude a su destino etéreo
mientras sus palabras te reclaman acusando a tu silencio.

La mañana se ha despertado tarde.
Sus duendes corren por los pasajes y calles estrechas
recogiendo tus fragmentos azules.

Ninguna tarde presurosa ni lo que fluya de un seco silencio
evitaran que tus ojos se ahoguen en sus lágrimas.

A veces, la verdad es oscura como la noche
se esconde en nuestra sombra,
como antítesis de la mentira que la proyecta.

----------
Lo que no entendemos pasa frente a nuestros ojos
y mientras tanto, nos va contando segundo a segundo su historia
hasta llegar a su fin, que siempre vemos ,pero que aun, seguimos sin entender,
como la vida.

vul
Creative Commons License